Entendiendo los Tratados de Libre Comercio

En la actualidad debido a la tendencia de la globalización y libre mercado, es importante entender qué es un TLC y dónde se ubica en todo el proceso de apertura económica.

 

Primero, ¿qué es un TLC? Un Tratado de Libre Comercio es un acuerdo entre dos o más países que pretende eliminar los aranceles sobre bienes y servicios que se pueden intercambiar con ciertas condiciones, por ejemplo: un iPhone.


El TLC no es la única opción de abrir las puertas a los mercados internacionales. En la estructura de los Acuerdos Comerciales Preferenciales se presentan:


Área de Libre Comercio: eliminación de barreras al comercio intergrupal al tiempo que permite que cada país mantenga sus propias barreras al comercio determinadas a nivel nacional con no miembros.

Unión Aduanera: es la evolución del TLC, con la única diferencia que este acuerdo establece diferentes tipos de aranceles a terceros países (MERCOSUR, Comunidad Andina, ALADI).

Mercado Común: hace la suspensión de aranceles en el comercio entre socios, al igual que las barreras en el flujo de bienes. (Países de la Unión Europea, no de la zona euro).

Unión Monetaria: en un mercado común se unifica la política monetaria y cambiaria, e implementa una moneda común (Unión Europea).

Unión Económica: considerado el más fuerte, coordina la unificación de distintas áreas como la política económica. (Unión Europea, Unión Económica Euroasiática).

Sin embargo, para firmar un Acuerdo Comercial se debe de tener en cuenta lo que menciona David Ricardo, un economista británico quien (junto con Thomas Malthus y Adam Smith) es considerado uno de los más influyentes, menciona que: “Los países producen o fabrican un producto de excelente calidad con pocos recursos. Es tan eficiente su producción que se genera un excedente que puede exportarse, pero a cambio, importamos lo que no podemos producir eficazmente.”


En otras palabras, en otra vida será posible que Brasil cuente con empresas que inventen una impresora 3D, o que innove con dispositivos de la TIC, pero como no nos encontramos en otra vida, sino en ésta el café, la azúcar y maíz se exportan a cambio de telefonía inteligente, computadores, maquinaria, entre otros.


Los Tratados de Libre Comercio ponen en riesgo sectores económicos de las naciones involucradas. Para esto la Organización Mundial del Comercio (OMC) se ocupa de las normas por las que se rige el comercio internacional, dispone a las naciones de salvaguardias, con el fin de proteger el sector más damnificado resultado del TLC implementado, medida que puede ser temporal o definitiva.

150 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo